26 junio, 2005

Hitler pudo ser el padre de la muñeca hinchable

Por Carmen Villar Mir, corresponsal.

Mascota hinchable Loving LambESTOCOLMO. Hitler encargó el primer juguete erótico del mundo: una muñeca hinchable [como mucho será el primer juguete erótico de fabricación industrial o la primera muñeca hinchable]. Mucho se ha dicho y se ha contado sobre el dictador alemán, su carácter paranoico, su fanatismo, sus rarezas y su despiadado elitismo. Pero lo que no sabíamos es que en 1941 Adolf Hitler pidió al doctor danés Olen Hannussen que creara un prototipo de muñeca inflable en plástico galvanizado [imagino que aquí debería poner «caucho vulcanizado»], que sería más tarde fabricada en Dresde. Ese juguete sexual se repartiría entre los soldados alemanes para que pudieran satisfacer sus necesidades de sexo. Las instrucciones del Führer sobre el aspecto de «la nena de goma» eran concretas: «De tamaño y aspecto naturales, tenía que parecer una linda mujer con piel muy blanca, pelo rubio, dulces ojos azules, 1,76 de estatura, labios y pechos gigantes, piernas, brazos y cabeza articulados y un marcado ombligo» [gustos bastante vulgares, los del Führer].

      La pepona erótica, que debería incluirse entre otros objetos vitales [el abrelatas y un «PRIVATE»] en la mochila de campaña de la tropa, evitaría las enfermedades venéreas en los ejércitos y preservaría la pureza de la raza aria.

      Heinrich Himmler, jefe de la temida SS, fue el responsable directo del proyecto. Sin embargo, una certera bomba de los aliados destruyó la fábrica encargada del «cometido muñeca» y puso fin al plan. Ayer un diario noruego comentaba el aberrante encargo, que documentaba debidamente con el texto de una de las cartas alemanas enviadas a Hannussen.

Fuente: ABC.es (un ejemplo de noticia graciosa y redacción descuidada).

Actualización: Por si ya era poco chapucera la noticia, me cuentan en la lista de correo Escépticos que además es muy probable que no sea cierta. Un desmentido, en inglés, en Boingboing.

*

Y buscando fotos para ilustrar el artículo anterior, me he encontrado con este juguetito para escépticos fetichistas, militares conspiradores y abducidos nostálgicos y con mal de amores: Alien Love Doll.

Sexo salvaje en el Área 51

Etiquetas: , , ,

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~


1 comentario/s (feed de esta discusión):
Anonymous Gerardo escribió:

COMENTARIOS TRANSPORTADOS DESDE LA UBICACIÓN ANTERIOR DEL BLOG, EN BLOGALIA:

1
De: Trol Fecha: 2005-06-26 18:14

Ya me conoces, soy el TRol, ese trol al que Mauricio tanto miedo tiene igual que tu, nusnca me respondes, presumes de una logica flamante en tus comentarios de Blog... pero eres un charlatan... te molesta que te ponga en evidencia... charlatan de avaro?.

jajajajaja,, tu Blog es de lo más patetico que hay.


2
De: Gerardo Fecha: 2005-06-26 18:27

Vaya, ahora también visita blogs. Señores, terminantemente prohibido contestar al subnormal éste. Ya saben: don´t feed the troll.


3
De: Anónimo Fecha: 2005-06-26 23:23

Tranquilo Gerardo. Ya has visto como en la lista Charlatanes se ha ido encogiendo como un limaco expuesto al sol el pobe mamarracho este.
En cuanto a la muñeca esa tetona ¿sabe si habrá por ahí algún ejemplar sobrante? Seguro que si el trol este la usase dejaría de perder el tiempo llenando nuestras carpetas de spam con sus bobadas.


4
De: Anónimo Fecha: 2005-06-27 08:21

Ostracismo es una palabra desagradable pero funcional con esa clase de subhumanos


5
De: Gerardo Fecha: 2005-06-27 11:53

Anónimo 1: Creo que con la oveja llegaría.

Anónimo 2: Y la única manera de mantener a raya estas actitudes.

Un saludo


6
De: Macías P. Fecha: 2005-06-27 18:51

Pues a mi la muñeca alien me pone que no veas...


7
De: Shoikan Fecha: 2005-07-08 00:16

No jodas Macías, está plana :X

Saludos

7/21/2005 12:38:00 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Portada

~~~~~~~~~~~~~oOo~~~~~~~~~~~~~

23 junio, 2005

Vida y personajes en la novela

Y el escritor, más que el pintor, para lograr volumen y consistencia, generalidad, realidad literaria, así como necesita ver muchas iglesias para pintar una sola, necesita también muchos seres para un solo sentimiento. Pues si el arte es largo y la vida es corta, se puede decir, en cambio, que, si la inspiración es corta, los sentimientos que tiene que pintar no son mucho más largos. Cuando la inspiración renace, cuando podemos reanudar el trabajo, la mujer que nos servía de modelo para un sentimiento ya no nos lo hace experimentar. Tenemos que seguir pintándolo de otra y si bien es una traición para la persona, literariamente, gracias a la similitud de nuestros sentimientos, por la cual una obra es a la vez el recuerdo de nuestros amores pasados y la profecía de nuestros amores nuevos, no hay gran inconveniente en esas sustituciones. Ésta es una de las causas de la vanidad de los estudios en los que se intenta adivinar de quién habla un autor. Pues una obra, aunque sea de confesión directa, está por lo menos intercalada entre varios episodios de la vida del autor, los anteriores que la inspiraron, los posteriores que no se le parecen menos, ya que los amores siguientes son un calco de los anteriores. Pues no somos tan fieles como a nosotros mismos a la persona que más hemos amado, y, tarde o temprano, la olvidamos para poder volver a amar ―puesto que es uno de los rasgos de nosotros mismos ―. A lo sumo, la persona a quien tanto hemos amado ha añadido a este amor una forma particular que nos hará serle fiel hasta en la infidelidad.

Marcel Proust, En busca del tiempo perdido. 7. El tiempo recobrado.

Etiquetas:

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~


0 comentario/s (feed de esta discusión):

Publicar un comentario en la entrada

<< Portada

~~~~~~~~~~~~~oOo~~~~~~~~~~~~~

17 junio, 2005

El Quijote y el pensamiento precientífico

Se le secó el celebro de manera que vino a perder el juicio
En esto de gigantes —respondió don Quijote—, hay diferentes opiniones, si los ha habido o no en el mundo: pero la Santa Escritura, que no puede faltar un átomo en la verdad, nos muestra que los hubo, contándonos la historia de aquel filisteazo de Golías, que tenía siete codos y medio de altura, que es una desmesurada grandeza. También en la isla de Sicilia se han hallado canillas y espaldas tan grandes, que su grandeza manifiesta que fueron gigantes sus dueños, y tan grandes, como grandes torres, que la geometría saca esta verdad de duda.

Segunda parte del Ingenioso Caballero don Quijote de la Mancha, Cap. I.
Este fragmento de la segunda parte del Quijote refleja la coexistencia en la época del autor de dos formas de acceder a la verdad que han resultado ser incompatibles: por un lado, la autoridad, el mito y la verdad revelada, y por otro, la experiencia y la inducción científica. En el siglo XVII la mezcla de ambas corrientes de pensamiento era aún habitual, aunque una parte de la intelectualidad reaccionaba ya contra la tradición de pensamiento medieval que imposibilitaba el acercamiento al verdadero conocimiento. Es muy probable que, como hace otras veces en su libro, Cervantes esté ridiculizando a quienes no saben distinguir las dos posturas poniendo tales argumentos en boca de su loco.

      Lo curioso y quizás deprimente es que una polémica del siglo XVII esté en el siglo XXI de total actualidad. Esta forma medieval de pensamiento precientífico sigue existiendo en la sociedad occidental aparentemente más avanzada. Mil ejemplos se pueden poner, pero creo que el párrafo citado, con su mezcla absurda de fósiles y Biblia, dirige con nueva ironía nuestros pensamientos hacia la polémica creacionista.

Darwin fish      El creacionismo (esa fanática doctrina religiosa de los que han logrado introducir en los temarios científicos escolares sus pseudoteorías antievolucionistas al lado de las de Darwin) ha cobrado muchísima fuerza en los EE.UU. Quizás al observador europeo le suceda en un principio como a mí y, confiado en los cuatro siglos de historia que nos separan del párrafo de Cervantes, se crea protegido y a distancia de este avance americano del oscurantismo. Pues no se equivoque, amigo, que ya los tenemos en Holanda y en la patria de Charles Darwin.

      Estos creacionistas son unos locos (de los peligrosos, además) y mezclan churras con merinas, confunden el culo con las témporas y el tocino con la velocidad.

      —¡Confesad, gente descomunal y soberbia, que es verdad lo que yo aquí he publicado; si no, conmigo sois en batalla!

Etiquetas: , , , ,

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~


1 comentario/s (feed de esta discusión):
Anonymous Gerardo escribió:

COMENTARIOS TRANSPORTADOS DESDE LA UBICACIÓN ANTERIOR DEL BLOG, EN BLOGALIA:

1
De: Gerardo Fecha: 2005-06-17 15:53

La frase "¡Confesad, gente descomunal y soberbia, que es verdad lo que yo aquí he publicado; si no, conmigo sois en batalla!" no es cita literal.


2
De: plumed Fecha: 2005-06-20 19:04

Cuidado con la referencia a churras y merinas, una concejala (IU) de Sevilla ante semejante cita en un pleno, reprendió al concejal del PP reconviniéndolo por su lenguaje impropio.
Creo que sobre las churras no hubo conflicto aunque no consta su idea de merinas.


3
De: Gerardo Fecha: 2005-06-21 13:17

Pues si eso es lenguaje impropio, qué serán todos los palabros y ultrajes al idioma a los que nos tienen acostumbrados nuestra inmerecida clase política.

Un saludo

Moliner: Mezclar [o confundir] churras con merinas (inf.). Mezclar cosas muy diferentes entre sí.


4
De: Pedro Gimeno Fecha: 2005-06-23 14:49

churro2, rra.
1. adj. Dicho de un carnero o de una oveja: Que tiene las patas y la cabeza cubiertas de pelo grueso, corto y rígido, y cuya lana es basta y larga. U. t. c. s.

merino, na.
1. adj. Dicho de un carnero o de una oveja: Que tiene el hocico grueso y ancho, la nariz con arrugas transversas, y la cabeza y las extremidades cubiertas, como todo el cuerpo, de lana muy fina, corta y rizada. U. t. c. s.

Parece obvio que el objeto de alusión del refrán son las ovejas churras y las merinas, por las diferencias de su lana.

7/21/2005 12:58:00 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Portada

~~~~~~~~~~~~~oOo~~~~~~~~~~~~~

12 junio, 2005

"Con la Iglesia hemos topado, amigo Sancho"

Don Quijote y Sancho por PicassoEs famosa esta frase atribuida al Quijote en la que se lee una crítica a la Iglesia.

      En realidad Cervantes nunca la escribió así, ni tampoco la dotó de contenido anticlerical. Dice don Quijote en el capítulo IX de la Segunda parte: "Con la iglesia hemos dado, Sancho"; pero nuestros protagonistas están buscando por la noche el alcázar en que se supone está Dulcinea y se han confundido en la distancia con la silueta de la iglesia del pueblo del Toboso, que reconocen en ese momento al acercarse.

      La interpretación anticlerical vino con los comentarios decimonónicos, que tanta confusión han aportado al estudio del Quijote. No hay en el contexto de esa frase motivos para suponer una crítica a la Iglesia con mayúscula.

      Lo cual no quiere decir que la expresión sea incorrecta, o que se deba dejar de usar, claro. El nuevo es un significado que se ha incorporado a la cultura popular. Baste con conocer esta curiosidad.
—Hallemos primero una por una el alcázar —replicó don Quijote—; que entonces yo te diré, Sancho, lo que será bien que hagamos, y advierte, Sancho, que yo veo poco, o que aquel bulto grande y sombra que desde aquí se descubre, la debe de hacer el palacio de Dulcinea.
—Pues guíe vuestra merced —respondió Sancho—; quizá será así: aunque yo lo veré con los ojos y lo tocaré con las manos, y así lo creeré yo como creer que es ahora de día.
Guió don Quijote, y habiendo andado como docientos pasos, dio con el bulto que hacia la sombra, y vio una gran torre, y luego conoció que el tal edificio no era alcázar, sino la iglesia principal del pueblo. Y dijo:
—Con la iglesia hemos dado, Sancho.
—Ya lo veo —respondió Sancho—, y plega a Dios que no demos con nuestra sepultura; que no es buena señal andar por los cimenterios a tales horas, y más habiendo yo dicho a vuestra merced, si mal no acuerdo, que la casa desta señora ha de estar en una callejuela sin salida.

Segunda parte del Ingenioso Caballero don Quijote de la Mancha, Cap. IX

Etiquetas: , ,

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~


1 comentario/s (feed de esta discusión):
Anonymous Gerardo escribió:

COMENTARIOS TRANSPORTADOS DESDE LA UBICACIÓN ANTERIOR DEL BLOG, EN BLOGALIA:

1
De: Anónimo Fecha: 2005-06-12 17:18

Me fastidia que intenten corregirme cuando yo la digo ¿acaso alguna vez he dicho yo que la frase es de Cervantes?
Pero bueno, también los pedantes y los coleccionistas de "fortunes" tienen derecho a su minuto de gloria.


2
De: razonesparadudar Fecha: 2005-06-12 17:51

Supongo que la pregunta es retórica, pues siendo anónimo difícilmente podrá alguien contestarla ;-)

Una entrada muy interesante, Gerardo, y rápido de reflejos en publicarla.


3
De: Gerardo Fecha: 2005-06-12 18:15

En realidad ya la tenía mentalmente hecha, Razones, ya que es una de tantas cosas que me he encontrado estudiando el Quijote, que es lo que llevo haciendo unos meses. Por eso la saqué pronto.

La otra famosa cita "Ladran, Sancho, luego cabalgamos" no está tampoco, aunque algunos la atribuyen, cosa que no puedo comprobar ahora pero parece también falsa, a Unamuno en su "Vida de don Quijote y Sancho".

Hay más cosas que desmentir, no solo frases; pero ya irán viniendo.

Y siguiendo con frases, Anónimo, ¿qué quiere decir eso de "coleccionista de fortunes"?

Un saludo.


4
De: Lola Cárdenas Luque Fecha: 2005-06-13 04:37

Supongo que a lo que saraq... digo... el anónimo se refiere, es a las "galletas de la fortuna", que en los ordenadores se tradujeron por un programita tal que, al entrar en tu cuenta, te ofrece una frasecita célebre con la que deleitarte. Si no recuerdo mal, el programa en sí es el "fortune".


5
De: Gerardo Fecha: 2005-06-13 09:49

Aaah... yo me imaginaba que era una revista con una sección de citas como la de "Muy Interesante". Algo como el "Readers Digest".

7/21/2005 12:39:00 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Portada

~~~~~~~~~~~~~oOo~~~~~~~~~~~~~


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...