20 febrero, 2007

Sin comentarios


Fuente: El confidencial.

Etiquetas: ,

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~


29 comentario/s (feed de esta discusión):
Anonymous MiRi de los Bosques escribió:

Hola, Gerardo.
Buenísimo el vídeo. Increíble.
"Es un cuadro complejo, hay mucha meditación detrás...." Juas, juas, ay, que me parto.
Hace unos años visité cierto museo de arte abstracto y me encontré cosas que me suscitaron la misma opinión que proyecta el vídeo: que cualquier niño pequeño podría hacer lo mismo. Había incluso un cuadro hecho de cemento en el que se veía la huella de un zapato. Según el guía era una obra fantástica que expresaba el anhelo del autor por dejar huella en el mundo... ya ves, la de huellas que dejaba yo de cría en las aceras recién pavimentadas y los obreros persiguiéndose y acordándose de mis muertos... ¡Serán insensibles!... ¡Qué poca cultura artística, por Dios!
Saludines,
Miri

2/20/2007 11:30:00 p. m.  
Blogger Carolus escribió:

X-DDDDDDDD
No me obligues a realizar analogías con los tests proyectivos de psicodiagnóstico.

Por cierto, la chica está guapísima. Eso sí que es "objetivo".

Saludetes
Carolus

2/21/2007 04:20:00 a. m.  
Blogger Gerardo escribió:

Me consta que no es la primera vez que se hace esto, además. Creo que en la Tate Gallery de Londres, templo del gafapastismo mundial, ya les han sacado los colores alguna vez. Me parecen más interesantes que muchos de estos "artistas" los monos de Desmond Morris que expusieron en el MoMA, el museo de arte moderno de Nueva York.

¡Abajo la patochada conceptual! ¡Muerte al fraude postmoderno! ¡Vivan los atasquistas!

Huy, si había dicho que "sin comentarios"...

2/21/2007 10:45:00 a. m.  
Anonymous Anónimo escribió:

Para que algo tenga valor, solo hay que ponérselo. Por ejemplo los sellos de Forum.

2/21/2007 12:25:00 p. m.  
Anonymous Vailima escribió:

el comentarista anterior tiene más razón que un santo. Lo primero que se aprende en cc empresariales es cómo se genera dinero partiendo sólo de un concepto.
un saludo

2/21/2007 01:56:00 p. m.  
Anonymous Anónimo escribió:

¡Genial! Siempre he creído que lo más característico del ser humano es la capacidad de creer mentiras -más aún que de crearlas- y con toda seguridad, la posibilidad de que una cámara sea testigode nuestras "soplapolleces" no hace sino incrementar la imbecildad del «primate cabezón». Lo más gordo del caso es que, sin duda alguna, la capacidad que otorgamos a los "expertos" en cualquier asunto para certificar la calidad de un producto, la bondad de un artículo o la necesidad de una determinada política, es más o menos la misma que la del "enterao" ese que vé "angustia contenida", o la "lista" que cree que 15.000 € es un precio razonable por esa obra. Por cierto, en la línea de listorreces del vídeo, hay que decir que esta feria se hace para vender a grandes museos de arte moderno, y no a particulares, de modo que priman los formatos grandes, que ocupen mucho y que se pueda llenar una sala con una o dos obras, caras, que no obliguen a descabezarse con 15 ó 16 obras pequeñas. (Vivo a 50 metros del MUSAC, Museo de Arte Moderno de Castilla y León). Me pregunto cuántas "chorradas" similiares nos estarán colando de continuo, pero no ya en el arte plástico, que al fin y al cabo, si te gusta o no, es cosa tuya, sino en asuntos bastante más graves y que afectan a nuestras vidas de contínuo,... (auí, cada uno que ponga su "falsa pintura")

2/21/2007 06:31:00 p. m.  
Anonymous Omanero escribió:

Es que el vídeo no tiene precio.

Nos topamos con la estupidez de siempre, da igual que sea en pintura, escultura, literatura y demás.

Sí que hay una cosa que me gustaría decir. Hay una persona muy cercana a mí, que pinta, por cierto, que me dijo una vez algo así como que "si eso lo podía hacer cualquiera, hazlo tú". Tengo que decir que a esta persona no le da por los garabatos ni por los conceptos.

2/22/2007 12:17:00 p. m.  
Anonymous Anónimo escribió:

Qué es eso de los atasquistas? Mi inglés no es muy bueno, pero hay alguna información sobre éste movimiento en internet?

Gracias.

2/22/2007 07:37:00 p. m.  
Blogger Palimp escribió:

El video es divertido, sí pero ¿es algo más? Si fuera tan fácil 'colar' un cuadro falso por 15000 euros la presentadora dejaba el programa y se dedicaba al arte. La opinión de cuatro que pasaban por ahí ¿tiene algún valor?

Yo he visto en una casa de subastas un espejo que no lo hubiera querido ni regalado que costaba 20.000 euros. Y se vendió. ¿Tengo que llamar panoli al que compró ese adefesio?

2/23/2007 05:02:00 p. m.  
Anonymous Keksi Aate escribió:

Sí, señor, Palimp, sé valiente y llámale panoli, coñes, ya está bien de tanta tontería.

Y lo de "si tan fácil es, hazlo tú", qué quieres que te diga, también es muuuuuy fácil ganarse un prestigio como quiromante, pero hay quien tiene moral y principios y vergüenza y se niega a forrarse con engaños y fraudes (llámase también pringao).

2/23/2007 07:43:00 p. m.  
Blogger Gerardo escribió:

Anónimo, lo de "atasquistas" es una traducción mía, aquí tienes algo en español.

Creo que Keksi Aate te responde lo que yo diría, Palimp. Que sí, que le llames panoli, y que el argumento del "hazlo tú" tambien me parece muy bien contestado.

Palim: [El video es divertido, sí pero ¿es algo más?]

Por cómo contestas en mis entradas sobre este tema, me da la impresión de que a veces te ofende un poco que considere una tomadura de pelo esto del arte moderno (no todo, ya sabes). Voy a explicar por qué, aunque ha sido en un programa tan cutre como El buscador, me ha parecido un vídeo interesante que sí es algo más.

¿Puedes decir con seguridad que a ti no te hubieran colado un engaño como este? ¿De verdad crees que si incluyen algo absurdo entre obras reales puedes diferenciarlo? ¿Hay alguna manera de diferenciarlo?

Esto tiene unas implicaciones: el problema que señala este vídeo es que el arte moderno es un tipo de producto en el que no existen criterios lógicos definidos para poder determinar su calidad o validez. Todos podemos saber cuando una actuación, libro o una película son malos, si el actor, escritor o director son mediocres. Pero en el arte moderno hay que callarse, hay una enorme falacia que obliga a dejar el juicio a expertos y críticos. La falacia es que es un arte complicado, intelectual y que precisa una sensibilidad especial, que la mayoría de los mortales no "apreciamos". Es tan intangible y sospechosamente inasequible a los mortales (perdón, digamos chusma) como uno de esos estados mentales imposibles que la gente se tira toda la vida buscando, mediante "evolución espiritual" y meditación porque el mentirosos de su gurú dice que es posible y que él lo ha alcanzado. Me niego a tragar con algo porque me dicen que no lo entiendo por razones absolutamente esotéricas. Soy una persona suficientemente inteligente, sensible y creo que hasta refinada para otras cosas, así que ¡y una mierda!

A mí me suena a timo, Palimp. Creo que el arte moderno está infestado de timos y charlatanes.

¿Y Os acordáis de cuando en la Hayward en Londres y el Metropolitan en Nueva York colgaron un Dalí al revés durante meses?

Saludos a todos

2/24/2007 10:35:00 a. m.  
Anonymous MiRi de los Bosques escribió:

Totalmente de acuerdo contigo, Gerardo. Estoy hasta las narices de que los críticos, por serlo, tengan el poder de decidir qué es el arte y qué no lo es. Los demás puede que no entendamos de nuevas tendencias, pero tenemos sentido común.
Saludos,
MiRi

2/24/2007 08:31:00 p. m.  
Blogger Leónidas Kowalski de Arimatea escribió:

Esta mañana leía el último artículo de Pérez-Reverte en El Semanal, hablando sobre el cuento "EL traje nuevo del Emperador", y me he acordado de esta entrada de Gerardo, ¿por qué será? Y ya puestos, recomiendo la divertida lectura de otro artículo de Arturito, que va también sobre las chorradas que pretenden, algunos listos, colarnos como arte: "La soledad del huevo frito", se llama, y lo he localizado aquí: http://unavidarosa.blogspot.com/2006/10/la-soledad-del-huevo-frito.html

2/24/2007 08:35:00 p. m.  
Anonymous Palimp escribió:

Voy a contestar desde mi humilde punto de vista a las dos frases que me parecen más interesantes.

el arte moderno es un tipo de producto en el que no existen criterios lógicos definidos para poder determinar su calidad o validez.

Quite usted moderno en la frase anterior y se queda igualmente válida. ¿Desde cuándo el arte funciona por crierios lógicos?

Relacionado con esto:

Todos podemos saber cuando una actuación, libro o una película son malos, si el actor, escritor o director son mediocres.

Reconozco no estar a la altura de la media y no ser capaz de distinguir ipso facto cuando un libro es mediocre o malo. Imagínese que yo pensaba que El código da Vinci era un pestiño y resulta que millones de personas no están de acuerdo conmigo.

En el arte contemporáneo hay basura, como en todos. Hace poco estuve en una exposición de una artista minimal y me pareció una porquería que no aportaba nada nuevo y no entendía como alguien era capaz de exponer sus cuadros. Pero también me metí un día con un amigo en una exposición 'normal' de cuadros de barcas pesqueras que también eran una mierda.

Colgamos en una exposición un cuadro de Kandinsky, uno de esta tía de la que no me acuerdo el nombre, una marina de las que pinta un aficionado en su casa y un Velázquez. Un crítico de arte elogiará la de Kandinsky y Velázquez y criticará las otras dos. Uno cualquiera de la calle criticará a Kandinsky y la minimalista y elogiará la marina y a Velázquez. Porque sólo evalua la técnica, no el arte, y le parecerá igual de bonito un cuadro mediocre, pero figurativo, que un buen cuadro.

¿Me colarían algo como lo del buscador? Puede ser. Pero también me pueden colar mil bodegones diciéndome que son de Goya y haberlos hecho el vecino de al lado.

2/26/2007 09:53:00 a. m.  
Anonymous Inconformista escribió:

Gerardo, sabes de sobras que también pienso que el arte moderno está lleno de falsedades y timos.

Dicho esto me permito diferir de la genialidad del video. Por supuesto que me parece estupendo que alguien denuncie publicamente que al gran público nos colarían este cuadro por 15.000€, cuando solo tiene valor sentimental (y esto para los papas y mamas de los nenes y nenas), pero creo que falta algo en el video. Sería redondo si en vez de sacar que gente de la calles hubieran puesto a un crítico de arte a decir lo que piensa.

Además, falta ver por que se fueron de la galería, quizá les echaron al ver el cuadro y descubrir que era una patochada. En este caso, se podría demostrar que un crítico sí aprecia la falsedad. Por tanto al video le falta la objetividad deseable. Por otro lado, viniendo de El buscador, casi me espero cualquier cosa.

De todas formas, cuando lo leí hace una o dos semanas, me acordé de ti y de otra entrada, ya sabes que pensamos igual, no seas muy duro conmigo.

Palim: Quizá tengas razón al hablar de que igual nos colarían un cuadro figurativo por uno de cualquier gran autor al público llano (a lo mejor por eso no tengo un puñetero cuadro en casa), pero en cualquier caso creo que la discusión no está en quién pinta qué. Más bien diría que se centra en ¿qué es arte?. Si empezamos a aceptar cualquier cosa como arte, mi gata, sin ir más lejos, me hace unos preciosos frescos con la orina y el agua en el suelo del balcón. Se podría decir que (como está en celo) está plasmando su represión sexual.

A la larga, si asumimos que una mancha con buen gusto es arte, deberemos adimitir que arte es cualquier cosa y que de gustos se discute al margen, lo que terminaría con el arte. Eso es lo hace en el arte halla una cierta objetividad y una cierta lógica. Una mancha es una mancha, por muy bonita que alla quedado al caer. Pintar, dibujar, una cara y que se pueda reconocer los rasgos facilmente, independientemente de que la técnica sea más o menos depurada, requiere un esfuerzo, no solo de aprendizaje, sino también de observación. Por supuesto no es para comparar a mi vecino con Goya, pero desde luego, a un pintor figurativo, por muy malo que sea, le cuesta más esfuerzo pintar, que a alguien que mancha un lienzo y dice haber pintado la cara de una señora que llora.

2/26/2007 11:31:00 a. m.  
Anonymous palimp escribió:

El arte figurativo tiene mayor dificultad técnica que el abstracto, eso no lo niega nadie. Pero cuando se critican las pamemas del arte contemporáneo muchas veces el argumento sólo descansa en eso: que pintar cuatro rayas lo sabe hacer cualquiera.

Precisamente por eso es -o debería ser- más difícil crear un buen cuadro abstracto que uno figurativo. Crear de la nada un nuevo lenguaje pictórico, como hizo Miró, es más difícil de lo que le parece a muchos.

En el arte contemporáneo hay mucha falsedad, de acuerdo, quizá más que en otras áreas artísticas, puede ser, pero ni todo el monte es orégano ni el resto de manifestaciones artísticas tienen más fácil separar lo bueno de lo malo.

Aprovecho para contestar también a Keksi. Aunque le parezca mentira no es muy fácil ganarse un prestigio como artista. Como los vanguardistas se morían de hambre y ahora sus cuadros valen millones ahora todos quieren comprar cosas de 'artistas emergentes' por si acaso; ahí está el origen de muchos males. Por cierto, que a esos vanguardistas también les llamaban timadores.

Y no voy a llamar panoli a un señor que tenga unos gustos diferentes de los míos. ¿Que a mí no me gusta Goya? Panolis los que van al Prado a ver sus cuadros. ¿Que a mí no me gusta la orfebrería del XIX? Panolis los que se gastan una fortuna en ella ¿Que a mí me dan mas miedo que goce estético algunas vírgenes románicas? Panolis los que las admiran. Prefiero decir; no sé porque te gusta eso, pero alla tú. Y déjame a mí que me gusten otras cosas.

2/26/2007 11:44:00 a. m.  
Anonymous Inconformista escribió:

"Crear de la nada un nuevo lenguaje pictórico, como hizo Miró, es más difícil de lo que le parece a muchos."

Pues justo por eso se habla de que hay o debería haber una cierta objetividad.

Verás, yo el lenguaje del Sr. Miró no lo entiendo ni por casualidad. Vale, muy probablemente se deba a mi propia incultura o falta de imaginación, pero no entiendo ni papa.

Permiteme aprovechar lo de lenguaje. Supongamos que escribo. "Salipari ore pesis". Tres palabras inventadas que no dicen nada. Podríamos decir que la primera y la última son sustantivos y que la del medio es un verbo. Empezaría a tener un sentido, pero en realidad solo lo tiene para mí, que conozco lo que quiere decir cada palabra. En cierto modo puedo haber inventado todo un idioma, basandome en la gramática española, pero es un idioma vacio, ya que nadie lo entiende. Luego cada cual que lea en lo que he escrito como le de la gana y discutimos sobre las muchas posibles interpretaciones.

¿Tiene una cierta genialidad inventar un idioma nuevo? Pues sí, por que realmente hay que trabajarlo mucho (de esto seguro que Gerardo nos ilustra mejor), pero no deja, por ello de ser vacio, al no tener un significado para nadie más que para mí.

Que el Sr. Miró fue un genio creando todo un nuevo lenguaje pictórico, pues mira, no le voy a negar la imaginación y la dedicación. Pero ese lenguaje seguira siendo vacio mientras solo lo entiendan unos pocos privilegiados "ilustrados".

Si no recuerdo mal lo poquito de arte que llegué a estudiar (no me tengais muy en cuenta, suspendí) el arte pretende plasmar sentimientos y sensaciones provocadas por el mundo que rodea al artista, buscando provocar el mismo sentimiento y la misma sensación en el espectador. ¿Como lo logra el Sr. Miró si solo unos pocos lo entienden? Para los demás, los incultos como yo, esta vacio. Solo hay formas y colores, muy bonitos, pero que no dicen nada.

2/26/2007 05:14:00 p. m.  
Blogger Leónidas Kowalski de Arimatea escribió:

Pues no, Inconformista. No creo que sea de incultos no captar el "lenguaje" de Miró. Más bien creo que eso ni es lenguaje ni es nada. Si acaso es algo colorido que puede resultar grato a la vista, pero de ahí a llamarlo lenguaje...

Creo que en eso está la trampa. Alguien, con mucha labia y poca vergüenza, nos cuenta una milonga sobre el lenguaje y tal, y claro, nosotros, para no parecer unos idiotas, empezamos a admitir, si somos humildes, que no lo entendemos, pero en esto ya estamos admitiendo que existe un lenguaje, aunque no lo entendamos. Y ahora digo yo: Si no lo entendemos, ¿en qué nos basamos para creer que hay un lenguaje?

Bien, tampoco entendemos (no sé tú, Incorformista, pero yo ni papa) el latín, y sin embargo sabemos que es un lenguaje. Lo sabemos porque si cogemos un latinajo y se lo presentamos por separado a diez personas que sí sepan latín las diez nos van a dar la misma traducción del mensaje. Esto en cambio no pasa con una obra de Miró, ni de tantos otros, sino que tendremos diez interpretaciones distintas. A mi parecer eso demuestra que de lenguaje, ¡una leche!

2/26/2007 11:58:00 p. m.  
Anonymous MiRi de los Bosques escribió:

Jop, pues a mí que me gusta Miró... No entiendo de lenguajes. Sólo me parece estético... me gusta y punto. ¿Eso no cuenta?

2/27/2007 02:09:00 a. m.  
Anonymous Palimp escribió:

Pero hombre ¿Cómo puede gustarle Miró? Si son cuatro colores mal puestos. Eso es para gafapastas acabados; a usted sólo pueden gustarle cosas que se entiendan: Un bodegón, un paisaje, un señor a caballo... En caso contrario, por lo que se ve, o es uno un engañabobos o es un bobo engañado.

2/27/2007 02:34:00 p. m.  
Blogger Leónidas Kowalski de Arimatea escribió:

Me limitaba a decir que no creo en la existencia de un hipotético lenguaje en los dibujitos de Miró. Pero ya puestos a sincerarnos diré que me gustan un huevo y la yema del otro. Tanto me gustan, caray, que me he puesto a imitarlo y ahora hasta me salen a mí mejor que a él. Es más, confesaré que los expongo en importantes galerías de arte, bajo el seudónimo Vio.

Odio los bodegones, por cierto. Las bodegas, en cambio, me interesan bastante, y alguna vez salí a rastras de alguna de ellas.

2/27/2007 03:17:00 p. m.  
Blogger Gerardo escribió:

Palimp: [Quite usted moderno en la frase anterior y se queda igualmente válida. ¿Desde cuándo el arte funciona por crierios lógicos?]

Desde siempre. Yo no sé qué idea mágica del arte puedes tener tú; pero el arte no un producto irracional, sublime o intangible, eso son algunas ideas que perviven mayoritariamente entre el público aficionado y que provienen de las ideas románticas sobre el arte. Aún conociendo el componente convencional de las preferencias estéticas de una época y el subjetivo que entendemos como "buen gusto", existen criterios claros y definidos para determinar la calidad técnica y artística de una obra, unos criterios con los que analizar para determinar el acierto y el dominio del medio, no se trata de acercarse una obra y limitarse a la cursilada de ver "si te llega". Esto lo que se estudia, si se quiere, en las facultades de humanidades y lo que usa para analizar una obra por la crítica seria y especializada (no la de los periódicos y similares). Por eso los artistas tienen que formarse, aunque sea de manera autodidacta, o no pasan de artesanos.

Excepto ahora. En mucho arte moderno, y sobre todo el conceptual, la ausencia de estos criterios permite que cualquier cosa sea arte y cualquier imbécil sea artista mientras se presente como tal. No hay normas para diferenciar una mierda-arte de una mierda común salvo que una esté en una vitrina y otra en la suela de tu zapato. Incluso el cuadro de El buscador se transformaría por arte de magia en una performance o algo así si un cantamañanas dijera que es "una forma de arte sin intervención del artista".

[Reconozco no estar a la altura de la media y no ser capaz de distinguir ipso facto cuando un libro es mediocre o malo. Imagínese que yo pensaba que El código da Vinci era un pestiño y resulta que millones de personas no están de acuerdo conmigo.]

Yo sí puedo diferenciarlo, por lo menos, el que es evidentemente mediocre. Y aclaro que no estoy hablando solo de los especialistas o estudiosos, el público aficionado también acaba encontrando, aunque sea intuitivamente, unas normas o directrices para juzgar el arte que consume; pero éste tiene que tenerlas, sino lo que pasa es que están perdidos, como en el vídeo. Hay que aclarar que el público que ha leído en masa El código da Vinci no es un público consumidor de arte, por lo que creo que el ejemplo no es muy acertado. El código da Vinci, es una obra correcta y exitosa en cuanto se han cumplido las intenciones del autor, que no son otras que la de hacer un libro de aventuras ameno y popular. Sin negarle al libro su estatus de literatura -porque lo es y pasará a la historia de la literatura como el representante de un género muy popular le guste o no a tanto pedante que criticándolo alardea de su buen gusto-, no es arte, y dudo que su autor se crea un artista y que los lectores lo llamen arte. Ni siquiera es una obra fallida teniendo en cuenta las intenciones del autor.

[En el arte contemporáneo hay basura, como en todos. Hace poco estuve en una exposición de una artista minimal y me pareció una porquería que no aportaba nada nuevo y no entendía como alguien era capaz de exponer sus cuadros. Pero también me metí un día con un amigo en una exposición 'normal' de cuadros de barcas pesqueras que también eran una mierda.]

No es lo mismo. La diferencia es que no es lo mismo el arte de poca calidad que la patraña y la impostura que ciertas patentes de corso que provoca cierto arte moderno permiten que exista. Y aclaro otra vez aquí, por cierto, que no soy un detractor de todo el arte moderno, lo que pienso es que hay un nivel de fraude e impostura que nunca se dio en el arte. Siempre ha habido malos artistas, pero no charlatanes, como ahora. Y lo peor es que esto mueve muchísimo dinero público, es nuestro dinero en manos de unos vividores.

[Colgamos en una exposición un cuadro de Kandinsky, uno de esta tía de la que no me acuerdo el nombre, una marina de las que pinta un aficionado en su casa y un Velázquez. Un crítico de arte elogiará la de Kandinsky y Velázquez y criticará las otras dos. Uno cualquiera de la calle criticará a Kandinsky y la minimalista y elogiará la marina y a Velázquez. Porque sólo evalua la técnica, no el arte, y le parecerá igual de bonito un cuadro mediocre, pero figurativo, que un buen cuadro.]

Uno de la calle que sea un "gafapasta" más bien alabará lo no figurativo aunque sea un vómito de artículo de broma. Además, los críticos también la pifian en no tener ni idea de qué es lo que tienen delante, en no saber diferenciar el arte auténtico de cualquier porquería, solo hay que presentarles esa porquería en la vitrina que decía antes, porque no hay criterios. El ejemplo de El buscador solo es una broma reciente, un ejemplo más; pero ha habido casos bastante más escandalosos, como el cuadro de Dalí colgado al revés que mencionaba o aquel certamen danés de arte moderno en que se seleccionó de entre los cuadros candidatos el dibujo de un niño de un año. Críticos de arte, jurado y prensa cayeron como tontos. O aquella obra que tiraron a la basura...

[En el arte contemporáneo hay mucha falsedad, de acuerdo, quizá más que en otras áreas artísticas, puede ser, pero ni todo el monte es orégano ni el resto de manifestaciones artísticas tienen más fácil separar lo bueno de lo malo.]

Es que te equivocas. No es el problema diferenciar lo bueno de lo malo. En un concurso literario, por poco formado que esté el jurado, no puede suceder que lo gane la redacción de un niño, cosa que sí sucedió en el de arte con un jurado y crítica formados. No es una cuestión de arte bueno y arte malo, que ha sucedido siempre en el arte, es una cuestión de arte frente a patraña infiltrada imposible de identificar. El arte malo se puede identificar, el problema es cuando es imposible saber siquiera si algo es o no es arte.

[Como los vanguardistas se morían de hambre y ahora sus cuadros valen millones ahora todos quieren comprar cosas de 'artistas emergentes' por si acaso; ahí está el origen de muchos males. Por cierto, que a esos vanguardistas también les llamaban timadores.]

Esos vanguardistas solo sufrieron la reacción conservadora que sufrieron todos los innovadores; pero su arte, por extravagante que pareciese, tiene unos criterios para poder identificarlo como tal. Arte vanguardista, una obra maestra, arte fallido, arte de aficionados, arte que no te gusta pero respetas, hasta arte degenerado; pero arte, no un zurullo en una vitrina.

[Y no voy a llamar panoli a un señor que tenga unos gustos diferentes de los míos. ¿Que a mí no me gusta Goya? Panolis los que van al Prado a ver sus cuadros. ¿Que a mí no me gusta la orfebrería del XIX? Panolis los que se gastan una fortuna en ella ¿Que a mí me dan mas miedo que goce estético algunas vírgenes románicas? Panolis los que las admiran. Prefiero decir; no sé porque te gusta eso, pero alla tú. Y déjame a mí que me gusten otras cosas.]

No. No es ni de broma una cuestión de gustos. A mí no me gustan El código da Vinci o la ciencia ficción; pero tengo criterios que me permiten hacer un análisis que no es solamente una opinión subjetiva: en el caso del libro de Dan Brown, que no me gusta, puedo negar su valor artístico aunque no puedo decir que sea una obra fallida, sino comercial, ni que no sea literatura; en el caso de la ciencia ficción, que tampoco me gusta, puedo analizarla lo suficiente como para saber que las características de género no son las del tipo de literatura que a mí me gusta; pero no niego su valor artístico porque me doy cuenta de que son mis preferencias personales y no puedo afirmar que sea peor que otra literatura que me guste más a mí, como la novela de personajes.

Los tres casos: Dan Brown, la ciencia ficción o la novela de personajes, produciéndome diferentes reacciones, son literatura independientemente de mis gustos, no son una patraña que es imposible saber si es o no es literatura. Puedo opinar sobre los tres casos como hechos literarios; pero un montón de escombros en el suelo de un museo solo es un montón de escombros en el suelo, por mucha labia que tenga el que lo perpetró.

Y sintiéndolo mucho, el que babea contemplando los escombros porque lo han intimidado ciertos críticos, a mí me parece un idiota sin sentido crítico suficiente para gritar que el emperador está desnudo y además cobrando por cagar en una vitrina en sus mismísimas narices.

2/27/2007 03:58:00 p. m.  
Anonymous Palimp escribió:

Gerardo,
[Desde siempre. Yo no sé qué idea mágica del arte puedes tener tú; pero el arte no un producto irracional, sublime o intangible, eso son algunas ideas que perviven mayoritariamente entre el público aficionado y que provienen de las ideas románticas sobre el arte]

Yo no tengo ninguna idea mágica sobre el arte, pero el arte tiene su componente irracional. No hace falta ser un romántico para defender eso.

[existen criterios claros y definidos para determinar la calidad técnica y artística de una obra]

Existen, que duda cabe, pero no serán tan claros cuando no todos los expertos se ponen de acuerdo acerca de la calidad las obras de arte. Y no estoy hablando del periódico, sino de esa crítica seria que usted cita.

[Por eso los artistas tienen que formarse, aunque sea de manera autodidacta, o no pasan de artesanos.]

Precisamente un artista se forma en la artesanía; puede aprender a dibujar mejor o peor, a manejar el lenguaje. Eso puede enseñarse -y aprenderse-. Pero ¿a ser artista? ya me gustaría encontrar un sitio dónde te enseñaran.

[En mucho arte moderno, y sobre todo el conceptual, la ausencia de estos criterios permite que cualquier cosa sea arte y cualquier imbécil sea artista mientras se presente como tal]

Pero ¿a usted quién le ha dicho que no hay criterios? No estará de acuerdo con los criterios que sigan los críticos actuales -o impugnará su validez-, pero puedo asegurarle que los tienen.

[Yo sí puedo diferenciarlo, por lo menos, el que es evidentemente mediocre.]

Sin ánimo de ironías, si usted es capaz de semejante cosa corra a una editorial que le contratarán encantados.

[el público aficionado también acaba encontrando, aunque sea intuitivamente, unas normas o directrices para juzgar el arte que consume...Sin negarle al libro su estatus de literatura...no es arte]

El público ¿consume arte o no? Si afirma que el Código Da Vinci no es arte ¿bajo que criterios? ¿Qué le falta al libro que tenga, por ejemplo, Shakespeare?

[no es lo mismo el arte de poca calidad que la patraña y la impostura que ciertas patentes de corso que provoca cierto arte moderno permiten que exista]

Por una vez, voy a estar de acuerdo con usted. Existe esa patente de corso, y la culpa la tienen los vanguardistas -que tan poco parecen gustar aquí-. Cuando estos pintores expusieron sus primeras obras no tenían ninguna patente de corso: les llovieron palos por todas partes (Vauxcelles dijo de lo cubistas "geómetras ignorantes, que reducen el paisaje y el cuerpo humano a ínsipidos cubos" y de un cuadro clásico en el salón de los independientes: "Donatello entre las fieras"). Aún así siguieron pintando como ellos creían que debían pintar. Como luego el tiempo les ha reivindicado ahora nadie se atreve a decir que tal o cual movimiento es una mierda, no vaya a ser que se equivoquen. Esto -junto con la explosión del mercado por parecidas razones- no le está haciendo ningún bien al arte contemporáneo, pero no implica que todo sea paja.

[Uno de la calle que sea un "gafapasta" más bien alabará lo no figurativo aunque sea un vómito de artículo de broma]

Totalmente de acuerdo también, y el gafapasta estará tan equivocado como la persona normal. Pero el crítico si tiene criterios para distinguirlos. Los casos que pone como equívocos no hacen más que darme la razón; si todo fuera tan aleatorio, no serían uno o dos, sino miles las meteduras de pata. Por cierto que el cuadro al revés creo que se refiere a uno de Matisse, Dalí es un pintor figurativo -surrealista, pero figurativo-.

[No es ni de broma una cuestión de gustos]

No estoy haciendo broma, y sí, es cuestión de gustos. Básicamente eso es el arte: gustos. El análisis viene después, no antes. Si una obra de arte -libro, cuadro, montón de escombros- no toca nada dentro de mí, no quiero que venga nadie a explicarme por qué es buena o mala.

Nunca me ha gustado el arte 'clásico' y sí el arte contemporáneo. Incluso cuando no tenía ni idea de arte -tampoco es que ahora sepa mucho más-. No ha venido ningún crítico a comerme el coco.

2/27/2007 04:44:00 p. m.  
Blogger Gerardo escribió:

Palimp: [Yo no tengo ninguna idea mágica sobre el arte, pero el arte tiene su componente irracional. No hace falta ser un romántico para defender eso.]

Componente intuitivo, no irracional. Creatividad, nada más, o nada menos, como en otras actividades. Hasta en la "fría" ciencia.

[Existen, que duda cabe, pero no serán tan claros cuando no todos los expertos se ponen de acuerdo acerca de la calidad las obras de arte. Y no estoy hablando del periódico, sino de esa crítica seria que usted cita.]

Necesitaría que me pongas ejemplos, porque en lo que yo he estudiado hay acuerdo en cuanto al objeto de estudio. Los juicios de valor se suelen hacer más bien a título personal, como quién es mejor, si Quevedo o Góngora, y otras discusiones sobre el sexo de los ángeles; pero no se duda de que son ambos creadores de literatura (yo prefiero a Quevedo, pero ese es otro tema).

[Pero ¿a ser artista? ya me gustaría encontrar un sitio dónde te enseñaran.]

Una escuela de Bellas Artes, o una filología para escribir, o una escuela de audiovisuales para ser director de cine. Serás artista, aunque no sabemos si lo serás bueno. Otra cosa es que no sepas ni dibujar un círculo, inventarte un cuentecito o filmar una boda; pero es que se sobreentiende que hacen falta unas aptitudes, como para otras cosas. Un burro con los números como yo ni intenta meterse a matemático.

[Pero ¿a usted quién le ha dicho que no hay criterios? No estará de acuerdo con los criterios que sigan los críticos actuales -o impugnará su validez-, pero puedo asegurarle que los tienen.]

Criterios tan poco fiables que no saben cuándo están las obras del revés y los garabatos de bebé ganan concursos de pintura.

[Sin ánimo de ironías, si usted es capaz de semejante cosa corra a una editorial que le contratarán encantados.]

Pero Palimp, si es algo poco extraordinario, es lo que hacen los lectores que tienen las editoriales, actúan de filtro para eliminar la morralla de todo lo que les envían. No es ningún trabajo difícil, ni prestigioso, ni que requiera mucha más cualificación que un cursillo y ser lector habitual.

[El público ¿consume arte o no? Si afirma que el Código Da Vinci no es arte ¿bajo que criterios? ¿Qué le falta al libro que tenga, por ejemplo, Shakespeare?]

Mejor comparemos con uno de la misma época, que tiene más sentido, podemos comparar algunos puntos exigidos ahora para que se considere artístico un texto: Umberto Eco es más original que Dan Brown, sus argumentos más cultos y verosímiles, sus personajes menos planos y su prosa es de mayor calidad, tanto por la complejidad de las ideas expresadas como en la redacción y estilo (arriesgo mi brazo izquierdo a que Brown comete faltas y no digamos ya cacofonías).

[Por una vez, voy a estar de acuerdo con usted. Existe esa patente de corso, y la culpa la tienen los vanguardistas -que tan poco parecen gustar aquí-. Cuando estos pintores expusieron sus primeras obras no tenían ninguna patente de corso: les llovieron palos por todas partes (Vauxcelles dijo de lo cubistas "geómetras ignorantes, que reducen el paisaje y el cuerpo humano a ínsipidos cubos" y de un cuadro clásico en el salón de los independientes: "Donatello entre las fieras"). Aún así siguieron pintando como ellos creían que debían pintar. Como luego el tiempo les ha reivindicado ahora nadie se atreve a decir que tal o cual movimiento es una mierda, no vaya a ser que se equivoquen. Esto -junto con la explosión del mercado por parecidas razones- no le está haciendo ningún bien al arte contemporáneo, pero no implica que todo sea paja.]

Pero si yo no digo que todo sea paja... No soy un enemigo del arte moderno ni un detractor del vanguardismo, ni mucho menos, eso si sería anteponer mis opiniones y prejuicios estéticos. Soy detractor del fraude y la impostura. Aunque por mi vehemencia en este tema ahora quizás lo pienses, si bien no soy un aficionado a las artes plásticas (me va más lo narrativo), creo que puedo decir que es el arte no figurativo ni realista el que más me interesa. De hecho considero normal que sea lo preferido por la gente, es una manifestación de nuestra época con la que es lógico que estemos más cómodos. La música clásica es una maravilla, pero yo escucho más la contemporánea, y mucha que sé peor, porque es la música de mi época.

Y una opinión: yo creo que la culpa, más que de los vanguardistas valiosos, es de la mercantilización del arte (muchas disciplinas artísticas están plagadas ahora de creadores en cadena) y de una sobrevaloración del arte en nuestra cultura que le ha dado un estatus que provoca que haya más interés en ser artista por el lugar social que proporciona que por vocación verdadera, por eso se cultiva ahora tanto la pose de artista (¿no parecen cada vez más cantantes pop?) como la pose de consumidor sensible de arte, una imbecilidad ambas cosas. Se debe de sentir uno más interesante y se debe de ligar más, seguramente.

[Totalmente de acuerdo también, y el gafapasta estará tan equivocado como la persona normal. Pero el crítico si tiene criterios para distinguirlos. Los casos que pone como equívocos no hacen más que darme la razón; si todo fuera tan aleatorio, no serían uno o dos, sino miles las meteduras de pata.]

Es que sí hay miles de meteduras de pata aunque solo salgan en la prensa las que claman al cielo. Hay cientos de obras vergonzosas en museos, cientos de patrañas decorando plazas y parques, cientos de galerías que exponen la obra de auténticos indocumentados. Pedruscos sin tallar de toneladas, planchas de hierro oxidadas, montones de basura y escombros, vídeos que son un primer plano de horas de un ojo, rollos de cable, animales disecados... y cientos de tomaduras de pelo más. Y no son pocos los intelectuales dignos de ser tenidos en cuenta que se quejan de esto.

[Por cierto que el cuadro al revés creo que se refiere a uno de Matisse, Dalí es un pintor figurativo -surrealista, pero figurativo-.]

Sí, sí es de Dalí, es una de sus obras tempranas antes de definirse, Las cuatro mujeres de los pescadores de Cadaqués, pero sí sabes de otro caso con Matisse, más a mi favor.

[No estoy haciendo broma, y sí, es cuestión de gustos. Básicamente eso es el arte: gustos. El análisis viene después, no antes. Si una obra de arte -libro, cuadro, montón de escombros- no toca nada dentro de mí, no quiero que venga nadie a explicarme por qué es buena o mala.]

Muchas veces, la percepción de la belleza de una obra viene con el estudio y el análisis, no de la primera impresión. Lo que afirmas puedes decirlo como opinión personal, pero no como estudioso o crítico honesto y científico. Hay que dejar a un lado las preferencias personales al juzgar una obra. No es lo mismo "no me gusta" que "esto es una obra fallida" que "esto es mediocre" o que "esto es un fraude". Las razones que sustentan cada afirmación han de ser de distinta clase y, preferiblemente, falsables.

2/27/2007 09:32:00 p. m.  
Anonymous MiRi de los Bosques escribió:

Bueno, yo creo que esta discusión no tiene fin en tanto que no existe una definición universal de lo que es o no es arte. Y siendo así, cualquier cosa puede colar en el saco.
Hace unos años, hablando con un amigo que hoy día es artista sobre una obra que consistía en tres arandelas de wáter colgadas en la pared y pintadas de colores, le comenté que cualquiera podría realizar una obra similar. Él me dijo que ciertamente todo el mundo sería capaz de elaborar esta obra, pero muy poca gente sería capaz de colgarla en un museo... para él, el arte tenía un componente esencial de provocación.
Hace un par de años leí que la obra ganadora de un certamen universal de arte era la habitación de la artista. Representaba una cama deshecha inundada de ropa sucia, con un cenicero en el suelo y colillas alrededor, y una mesita de noche con pañuelos usados y una lámpara. Me quedé sorprendida de que mi habitación pudiera haber ganado un certámen similar... Me acordé entonces de lo que dijo mi amigo. Aunque yo creo que en mi caso no hubiera ganado, porque ni me muevo en esos círculos ni tengo los contactos que la artista. Y sin embargo, la obra tendría la misma calidad...
Personalmente pienso que esto es un engaño. Dado que no existe un criterio universal para definir el arte, creo que en lugar de inventar e inventar nuevas normas, habría que hacer caso del SENTIDO COMÚN, que aunque simple, es una buena herramienta. Y no creo que el sentido común de ningún crítico le diga que esas anillas de wáter colgadas en la pared sea algo maravilloso y una gran muestra de lucidez y talento. Pero si en vez del sentido común lo que emplea son unas normas absurdas que algún crítico gafapasta se ha sacado de la manga... pues mira, cualquier cosa puede ser arte.
Personalmente, para que yo considere que una obra es arte, tiene que cumplir entre otras cosas:
1) Me parezca estética a su manera, y sea expresiva (me provoque alguna emoción).
2) Requiera talento, que no la pueda hacer cualquiera.
3) No sea meramente una copia de la realidad o de otras obras, que aporte algo nuevo o, si representa la realidad, haya algún matiz expresivo que la haga especial, y que represente un estilo propio.
Ya sé que mi opinión es muy humilde y que no entiendo de normas ni lenguajes artísticos, pero sé lo que me gusta y lo que no, y lo que considero difícil de hacer y fruto de un esfuerzo y talento, y lo que no. Y eso no me lo va a decir un crítico.

Saludos a todos,
MiRi

2/28/2007 12:31:00 a. m.  
Blogger Jack Maybrick escribió:

Pues yo, que no estoy en este mundo por interés, sino por capital, voy a poner a la venta cuadros abstractos pintados por mis hijos menores. Me voy a forrar...

2/28/2007 06:49:00 a. m.  
Anonymous palimp escribió:

Gerardo
[Componente intuitivo, no irracional]

Según la rae, intuición: Facultad de comprender las cosas instantáneamente, sin necesidad de razonamiento. Llámelo como quiera, intuición, creatividad, no son equivalentes a razón.

[Necesitaría que me pongas ejemplos, porque en lo que yo he estudiado hay acuerdo en cuanto al objeto de estudio.]

Hay muchos. El Quijote es para algunos la mejor novela que se ha escrito nunca, otros la consideran mala. Harold Bloom incluyó a Carpentier en su libro 'Genios' junto a Shakespeare, conozco a críticos que lo consideran un segundón sobrevalorado. No estamos hablando de ser mejor o peor, estamos hablando de diferencias cualitativas.

[Una escuela de Bellas Artes, o una filología para escribir, o una escuela de audiovisuales para ser director de cine.]

Tenemos conceptos diferentes de lo que es el arte; para mí lo que se aprende en estas escuelas es la técnica, la artesanía. Puedes tener aptitud, pero no ser un artista. Mi padre hace unos cuadros muy majos; copiados, eso sí, porque como dice 'a él no se le ocurre nada'.

[Pero Palimp, si es algo poco extraordinario, es lo que hacen los lectores que tienen las editoriales]

Es tan poco extraordinario que esa preselcción falla más que una escopeta de feria. Las editoriales, además de esos lectores filtro, tienen a unos cuantos lectores 'especiales' -normalmente escritores- a los que suelen consultar en casos dudosos. Dudas que no existirían si existieran esos criterios claros. 'La conjura de los necios' fue rechazada por un montón de editoriales antes de convertirse en un éxito de ventas -demasiado tarde para el autor-, y curiosamente es una obra totalmente accesible, no es ningún ejercicio de estilo. No recuerdo en que certamen literario el jurado pidió ver algunas de las obras eliminadas porque las que se habían preseleccionado eran muy malas; y el ganador salió de las que se habían desechado. Con esto sólo quiero decir que no es tan fácil decir si un libro -o cualquier manifestación artística- es buena o mala.

Umberto Eco a lo mejor es arte y Dan Brown no pero ¿dónde está la línea que separa los libros que son arte de los que no lo son? Pongamos como ejemplo a 'La sombra del viento'. Para algunos es el mejor libro que han leído nunca, para otros es una basura (incidentalmente, no comparto ninguna de las dos opiniones).

[Criterios tan poco fiables que no saben cuándo están las obras del revés y los garabatos de bebé ganan concursos de pintura.]

Los ejemplos del cuadro al revés siempre me han parecido irrelevantes. Si un cuadro figurativo no se coloca al revés no es porque tengamos un criterio estético, sino por la gravedad. Si estuviera usted en una revista y le pasan un fotolito de un cuadro figurativo, por ejemplo de un sero a caballo, no sabría si ponerlo mirando a la izquierda o a la derecha, a menos que conozca el cuadro o se lo indique alguien. Y esto no quiere decir nada. Le pondré un ejemplo real. Me encontré un cuadro en la calle que representa unas manos tocando el piano. Como estoy de traslado y no encuentro el cuadro he preparado una 'simulación' que puede encontrar aquí:

http://www.flickr.com/photos/34782241@N00/406176489/

El cuadro admite cuatro colocaciones diferentes ¿Cual es la correcta? Ni yo mismo lo sé; el cuadro no tiene firma y puede ponerse en cualquier posición. Mi preferida es la que indico arriba, pero del revés también me gusta -y así lo coloco otras veces-. Creo que este cuadro poco tiene de contemporáneo y aún así en un museo podrían equivocarse fácilmente al colocarlo.

Que un garabato de bebé gane un concurso tampoco es para llevarse las manos a la cabeza. Una amiga mía enmarcó un dibujo abstracto de su hijo porque era muy bonito. También nos gustan cosas como la ciudad encantada de Cuenca, que las ha hecho el azar. A mí me encantan los fractales -que poco tienen de intención- y las texturas de los modernos programas de dibujo -completamente definidas por una fórmula-.

No me quiero extender mucho, que no quiero ser pesado. Yo tampoco soy un gafapasta acabado que babea ante cualquier escombro. Primero, porque uso lentillas; como mucho sería un gafapasta de la secreta. Yo soy el primero que se ríe de ciertas obras. De vez en cuando me entretengo contemplando los extintores de los museos, y una vez me estuve quieto en una exposición, mirando al infinito, mientras mis amigos me contemplaban como si formara parte de la exposición. Más de uno se paró a mirarme. En un festival de polipoesía me hizo tanta gracia una performance que unas chicas que estaban al lado se cambiaron de sitio -es superbuenísimo, decían-. Cuando me casé me regalaron un cuadro contemporáneo -que les debió costar su dinero- y que lo tengo puesto por compromiso, porque es muy malo.

¿Hay patrañas? Seguro. Pero hay gente que considera que Picasso es una patraña, otros ponen el límite en Miró, algunos en Tapies y otros en el urinario de Duchamp ¿Quién tiene razón?

3/01/2007 12:22:00 p. m.  
Blogger Richal escribió:

Vaya hombre, siempre llego tarde a estos debates culturetas :)

¿Cómo que no hay una definición clara de arte? El arte es una acción (producirá objetos físicos o no) y única (es decir, cuyas reproducciones no son idénticas al original), realizada conscientemente con el único objetivo de comunicar algo (una obra de arte no tiene valor de uso propiamente dicho) de una forma estética.

Según esta definición que yo manejo, la arquitectura, el cine o la fotografía no eson arte, y la literatura y la música sólo pueden serlo si son en directo (conciertos, recitales, teatro...) Por contra, la improvisación es arte y cualquiera puede ser artista. Un castillo en la arena, un grafiti en una pared, un caballito con la moto... El lanzamiento de una botella al entrenador del Sevilla puede perfectamente ser una obra de arte, independientemente de la calidad moral de esta acción (La relación entre ética y estética es compleja).

Esta definición que doy puede parecer restrictiva, pero es que estamos demasiado acostumbrados a una concepción demasiado amplia e indefinida. El problema fundamental es que normalmente se intenta englobar dentro del concepto de "arte" a cualquier tipo de creación que tenga algo de estética. Hay un montón de cosas que son tanto o más bellas que muchas obras de arte, y no son arte, pero ello no les resta ni un ápice de valor estético.

La mayor dificultad que veo en el público a la hora de aceptar el arte abstracto y conceptual es de índole económica. La mayoría de la gente acepta que un cuadro con tres rayas puede ser bonito o expresivo. Lo que no aceptan (aceptamos) es que ese cuadro tenga un valor económico mucho mayor que el de su coste de producción. Cuando esa "plusvalía estética" llega al punto absurdo en el que nos encontramos es cuando nos negamos a tragar.

El debate en torno a la calidad del arte me parece una cuestión mas bien secundaria. Normalmente se le da mucha importancia al tema porque en nuestra sociedad actual valoramos las cosas por su relación calidad/precio. Pero las mejores cosas de la vida son gratis, aunque la publicidad intente convencernos de lo contrario.

El objetivo de la vanguardia siempre fue fusionar arte y vida, y eso es lo que suelen olvidar los artistas, los galeristas y el público en general.


Respecto al vídeo este tan divertido, tengo que decir, en defensa de las pobres gentes entrevistadas, que dentro del arte moderno el retorno a lo esencial (y por extensión a la infancia) es todo un clásico. A un artista profesional, con experiancia, le resulta muy difícil alcanzar la gestualidad de un niño de dos años. Y como la obra de arte se presenta en este caso en un contexto como ARCO es lógico que mucha gente pudiera confundirla con una obra de mayor calidad.

Es como si en una exposición de pintura hiperrealista te intentan engañar colgando una fotografía. Si la miras superficialmente te puede parecer una pintura hiperrealista cojonuda, pero si no la observas detenidamente no sabrás diferenciarlo.

3/01/2007 06:02:00 p. m.  
Blogger Gerardo escribió:

Palimp: [Según la rae, intuición: Facultad de comprender las cosas instantáneamente, sin necesidad de razonamiento. Llámelo como quiera, intuición, creatividad, no son equivalentes a razón.]

No es equivalente de razón, pero ni mucho menos de irracionalidad. La intuición es un proceso cerebral basado en indicios, algo así como apuntar teniendo en cuenta el viento, la distancia y el peso del objeto proyectado: no calculas matemáticamete las varientes, pero aciertas, y es algo consciente. El arte no es irracional. Y ten en cuenta que no estamos hablando del proceso de creación, sino del de análisis, una obra acabada es perfectamente analizable racionalmente. Como la trayectoria del proyectil del ejemplo. La creación es intuitiva, pero sus resultados, no. Los resultados de ella que no son analizables, son una patraña.

[Hay muchos. El Quijote es para algunos la mejor novela que se ha escrito nunca, otros la consideran mala. Harold Bloom incluyó a Carpentier en su libro 'Genios' junto a Shakespeare, conozco a críticos que lo consideran un segundón sobrevalorado. No estamos hablando de ser mejor o peor, estamos hablando de diferencias cualitativas.]

Carpentier está en la historia de la literatura, sencillamente descrito y resaltado lo que se puede valorar de él. Otra cosa es opinión personal. Yo aborrezco a Joyce, no me gusta nada el tipo de literatura que creó; pero no niego su valor literario.

Pero eso no es crítica filológica, es opinión personal. Eso no es algo de lo que puedas aprender como de un texto académico. Un filólogo especialista en literatura te puede hablar de la total importancia e influencia de Cervantes y Shakespeare en la tradición literaria posterior (y probarlo); pero no te dirá que son los mejores de la historia, porque eso es sencillamente una tontería acientífica infalsable. Harold Bloom, por ejemplo, suelta boutades de la suyas en sus libros, que son ensayos sin valor como textos filológicos, ese tipo de juicios de valor no son científicos.

Y por cierto, Harold Bloom demuestra no tener ni idea de muchos temas de los que habla, es bastante mágico. Sobre el mismo Quijote, del que escribe en El canon occidental, no dice nada más que los desbarres románticos unamunianos infalsables y vacíos de utilidad filológica que los mismos cervantistas anglosajones han superado hace mucho. Muy bonito todo para desbarrar, hacer ensayos si quieres y dártelas de profundo, pero sin valor científico.

En literatura, como en ciencia -salvando las distancias-, tienes que poder probar lo que afirmas, acudiendo, por ejemplo, al texto. Afirmaciones falsables. Decir por ejemplo que el Quijote es una metáfora del ser humano es una bonita idea con la que extenderse en un ensayo, pero no hay evidencia de que el Qujote sea más que una parodia de los libros de caballerías, que es lo que sí se puede decir porque, entre otras cosas, está indicado en el texto.

[Tenemos conceptos diferentes de lo que es el arte; para mí lo que se aprende en estas escuelas es la técnica, la artesanía. Puedes tener aptitud, pero no ser un artista. Mi padre hace unos cuadros muy majos; copiados, eso sí, porque como dice 'a él no se le ocurre nada'.]

Entonces tu concepto del arte sí es mágico, intangible, etéreo o esotérico. Artista es quien hace arte, y hay artistas peores y mejores. Nada más. Lo que pasa es que consideras a los talentosos como dotados de algo initeligible que no sé por qué ha de ser mas elevado que lo que tiene un físico de talento. Para mí no es más asombrosa ni elevada la actividad del artista que no comprendo porque no sé arte ni estoy dotado que la actividad del físico que no comprendo porque no sé física ni estoy dotado. Solo son actividades para las que no tengo el talento ni el conocimiento. Admirables, pero, mejor, no idealizables.

[Es tan poco extraordinario que esa preselcción falla más que una escopeta de feria. Las editoriales, además de esos lectores filtro, tienen a unos cuantos lectores 'especiales' -normalmente escritores- a los que suelen consultar en casos dudosos.]

Sí, tienen un primer filtro, de lectores "normalitos", y más filtros para las siguientes selecciones, escritores o más bien de los que empezaron abajo y demostraron ser buenos en ese trabajo. Tampoco es nada extraordinario. La labor final de aceptar una obra o no siempre ha sido cosa del editor. Es su trabajo desde que se publica literatura.

[Dudas que no existirían si existieran esos criterios claros. 'La conjura de los necios' fue rechazada por un montón de editoriales antes de convertirse en un éxito de ventas -demasiado tarde para el autor-, y curiosamente es una obra totalmente accesible, no es ningún ejercicio de estilo.]

La conjura de los necios pudo ser tomada como una novela mala (y no es ninguna genialidad, está muy sobrevalorada), como muchas otras obras que nunca se reconocieron en su momento (¿existirán genialidades que jamás llegaremos a conocer?); pero siempre fue evidente que es una novela. Es reconocible como literatura. El tema no es este, sino la falta de criterios claros en cierto arte moderno: la redacción de un niño o un texto aleatorio generado por ordenador no engañan confundiéndose con literatura. Cierto tipo de arte sí, porque es un timo.

[No recuerdo en que certamen literario el jurado pidió ver algunas de las obras eliminadas porque las que se habían preseleccionado eran muy malas; y el ganador salió de las que se habían desechado. Con esto sólo quiero decir que no es tan fácil decir si un libro -o cualquier manifestación artística- es buena o mala.]

Buena o mala, pero siempre literatura. Estamos hablando del caso mucho más grave en el que no es posible distinguir entre arte y patraña.

[El cuadro admite cuatro colocaciones diferentes ¿Cual es la correcta?]

La que ideó el autor, evidentemente.

[Cuando me casé me regalaron un cuadro contemporáneo -que les debió costar su dinero- y que lo tengo puesto por compromiso, porque es muy malo.]

No escribas cosas como esto, que como lo lean...

[¿Hay patrañas? Seguro. Pero hay gente que considera que Picasso es una patraña, otros ponen el límite en Miró, algunos en Tapies y otros en el urinario de Duchamp ¿Quién tiene razón?]

Los que lo datan en Tapies, je, je, je...

6/05/2007 07:32:00 p. m.  

Publicar un comentario

<< Portada

~~~~~~~~~~~~~oOo~~~~~~~~~~~~~


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...